Paro agropecuario: no se dejen engañar

Es una gran mentira que se suban las retensiones a la soja para contener los precios internos, el 45% de retensión más el 35% de impuesto a las ganancias que se queda el gobierno habla a las claras del grado de confiscación que se lleva a cabo con el sector.

Por Susana Beatriz Riberi de Calcha (Rafaela)

Compartir:

Frente a la gran crisis derivada del paro del campo, me gustaría que la gente común que nada tiene que ver con ese sector reflexione sobre lo que está aconteciendo y no se deje engañar, el discurso del gobierno es que “ el campo está ganado mucha plata, se vieron beneficiados por la devaluación del 2001, se les refinanciaron sus deudas, por lo tanto tienen que aportar al país a través de las retenciones y de esa manera contener los precios internos respecto de la suba de los precios internacionales de los comoditis”, pero por favor abran los ojos y no permitamos que estalle otra crisis como la que ya vivimos, porque es absolutamente cierto que las condiciones

mundiales para nuestros productos está dadas, pero el gobierno está dejando pasar la oportunidad más extraordinaria de los últimos 50 años, yo le hago una pregunta a la gente ¿ quien consume soja en este país? Respuesta: nadie o muy pocos, por lo tanto es una gran mentira que se suban las retensiones a la soja para contener los precios internos, el 45% de retensión más el 35% de impuesto a las ganancias que se queda el gobierno habla a las claras del grado de confiscación que se lleva a cabo con el sector; el propio gobierno está indisponiendo a la gente en contra del campo- a río revuelto ganancia de pescadores- que fue el que sacó de la gran crisis del 2001 a la Argentina, y ahora pretende destruirlo nuevamente, esto ya lo vivimos ¿ porque nos gusta repetir la historia? acaso somos masoquistas o somos ignorantes a los que engañan con facilidad y descaro para beneficio de unos pocos. Mucho se habla de la redistribución de la riqueza, el campo aporta todo su esfuerzo¿ pero quien se queda con las suculentas ganancias,?no hay que ser muy hábil para darse cuenta. Además nos mienten y nos dice que el dinero que recaudan vuelve en obras, pero a quien pretenden engañar, no tenemos rutas, no tenemos agua, no hay energía, no va haber gas este invierno, no hay combustibles, adonde va a para esa fortuna que recaudan con el campo en concepto de retensiones.

Dicen que el sector cobra en dólares, pero también todos los insumos son en dólares, no maneja ninguna de las variables, ni puede fijar el precio de sus productos, no maneja el factor climático, que muchas veces le es adverso como fueron las inundaciones del año pasado, donde mucha gente perdió todas sus cosechas, animales, y no recibió nada a cambio, porque los subsidios son todos versos y solo promesas, les dicen en forma despectiva “gringos llorones”, quieren que les diga la verdad, es para llorar.

El productor agropecuario reinvierte sus ganancias en la compra de maquinarias, tecnología, no saca la plata fuera del país, dicen que no genera empleo, es todo lo contrario, a quien le vende la industria toda las herramientas y maquinarias que fabrican, camionetas, autos, repuestos, por lo tanto si genera empleo; las ferias agropecuarias que son muchas a lo largo del año a quien le venderían sus productos si el productor no compraría. El gobierno está llevando al sector a una crisis peor que en la década pasada que mejor olvidarla, en la cual se cerraron una cantidad innumerable de industrias dependientes del sector. No hablemos de los grandes pool de siembra que todos sabemos que el dinero no viene de este sector sino de algún otro, que están llevando los arrendamientos rurales a valores que no se pueden pagar si se pretende obtener un cierta rentabilidad. Da vergüenza como argentino ver tanta ignorancia junta, se nos ríen todos los demás países de ver como desperdiciamos esta oportunidad histórica, pero también se alegran porque los mercados que nosotros perdemos ellos los ganan.

Nos estamos quedando sin vacas, sin esa carne tan deseada en el mundo entero, se están cerrando todos los tambos, en un futuro muy cercano, no va haber ni carnes ni leche, deberemos importar todo, y los precios que deberemos pagar son los reales no los que quiere imponer el gobierno, allíno va a poder intervenir Moreno imponiéndoles el precio que tienen que vender.

Que pena que siempre estemos gobernados por ineptos, incapaces, que no entienden nada, no saben lo que es un grano de soja, ni lo que es una vaca a la que solo conocen por fotos., porque sino no se entiende tanta estupidez, no salen de esas cuatro paredes en las que están encerrados y pretenden gobernar un país tan hermoso como Argentina, les queda grande. Cada vez les achican las áreas de producción con el verso que no se puede sembrar cerca de las ciudades por las fumigaciones, me dan risa y comemos las verduras fumigadas, y modificadas genéticamente, por eso comemos tomate duros, frutas sin el gusto de años atrás cuando no se utilizaba esas técnicas, los pollos en 45 o 50 días de gestación ya los comemos, tomamos agua mineral creyendo que si lo son, y tantas cosas más.

Que pena que no podamos estar gobernado por políticos a los que les interese verdaderamente la Argentina, o políticos con la grandeza de lo hombres que hicieron grande esta Nación, y no seres mezquinos que ambicionan tanto como si fueran a vivir diez vidas, no les dará vergüenza alguna vez cuando se miran al espejo y vean reflejada a una persona capaz de con su conducta privar a tanta gente, niños, ancianos, a jóvenes de una vida mejor a la que tienen derecho, porque en definitiva si la gente tomara conciencia lo poderoso que es el pueblo con su voto, otro sería el destino de esta clase política inepta, que se destacan por su soberbia, y prepotencia.

Quiera Dios que en estas pascuas la gente comprenda que la lucha del sector agropecuaria es una lucha de todos y para todos, me siento orgullosa de pertenecer a una familia agropecuaria, que sabe de lucha, de esfuerzo, y de mucho trabajo, en un país donde fue destruida la cultura del trabajo, fomentando la vagancia, la falta de valores.

Dra. Susana Beatriz Riberi de Calcha D.N.I 11.011.451

Compartir:

3 thoughts on “Paro agropecuario: no se dejen engañar

  1. Sigan asi, a los unicos a los que deberiamos ponerles retenciones son aquellos que nos saquean el pais, llamese Telefonica, Telecom, Petrobras, Bancos y esta lista continua, les mando un fuerte abrazo a todos ustedes que nos alimentan a diario. Jorge.

  2. No somos pocos lo que lo entendemos, TODOS NOS DAMOS CUENTA, iincluso Moyano, por eso protesta. El gran problema es que la clase media y alta, que es la que trabaja ya no sale a la calle a protestar como lo hacen los piqueteros. El gobierno esta robando al campo asquerosamente, como ya paso antes en la historia pero la gente tiene que reaccionar, por lo menos manifestandose a traves de un medio libre como es internet. El paro del campo nos afecta a todos. A mi me da una bronca el no poder hacer nada, porque este sistema de la democracia es un blef, vota una ves y cuando suben al poder hacen lo que quieren durante cuatro años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*