Último recurso: recurren a la Justicia por no dar servicios

Una persona recurrió a la Justicia por estimar que, más allá de una cuestión individual, la eliminación de barreras arquitectónicas en el ámbito urbanístico involucra a muchas personas de nuestra ciudad.

Por Ángel Balzarino

Compartir:
       A través de esta carta quiero comunicar a la ciudadanía de Rafaela que el martes 15 de mayo de 2007 efectué la presentación de un escrito en el Juzgado de Instrucción de la Segunda Nominación de Rafaela con referencia  a las normas legales sobre el Sistema Integral de protección a los Discapacitados y la planificación urbanística para proveer de accesos, medios de circulación e instalaciones adecuadas para personas discapacitadas. 
Tal presentación es consecuente con la reiterada sugerencia del arquitecto Claudio A. Benardelli, de Buenos Aires, manifestada en las diversas jornadas de capacitación sobre Accesibilidad y Diseño Universal que se llevaron a cabo en nuestra ciudad -de acuerdo con el convenio suscripto entre la Municipalidad de Rafaela y la Comisión Nacional Asesora para la integración de Personas Discapacitadas-, de recurrir a la Justicia cuando se considera que han sido vulnerados algunos de los artículos establecidos en las normativas legales sobre esta materia.
    También hice llegar el mencionado escrito al señor Intendente Municipal y a los miembros del Concejo Municipal de Rafaela, por ser las autoridades elegidas democráticamente para legislar, ejecutar y velar por el fiel cumplimiento de las ordenanzas promulgadas. En el caso que nos ocupa tienen incumbencia la Ordenanza número 2.437, sancionada el 30 de agosto de 1991, la Ordenanza número 2.619, sancionada el 7 de junio de 1993, y el convenio suscripto el 28 de junio de 2005 entre la Municipalidad de Rafaela y la Comisión Nacional Asesora para la integración de Personas Discapacitadas.
     Recurrí a la Justicia por estimar que, más allá de una cuestión individual, la eliminación de barreras arquitectónicas en el ámbito urbanístico involucra a muchas personas de nuestra ciudad. Además de un imperativo moral, prevalece la necesidad, dado mi profundo estado de duda y desorientación, de saber, a través del criterio ecuánime, lúcido y esclarecedor de la Justicia, si se ha infringido algún artículo de las normas vigentes o si, por el contrario, las falencias -corregidas en una medida verdaderamente irrelevante- que yo vengo detectando desde hace muchos años y que me afectan en carne propia obedecen,  exclusiva  y  meramente,  a  mi afiebrada y tal vez delirante fantasía de cuentista.
    Continuar bregando por este objetivo tal vez tenga como corolario el sobrecogedor vaticinio realizado por una conspicua personalidad de nuestro medio: “Si usted sigue así, en cualquier momento van a quemarle la silla”.
    Por eso, ante esta inquietante situación, creo que me quedan dos opciones: manifestar, parafraseando al actual presidente venezolano, que será muy fácil identificar al autor o autores de semejante hecho o considerar, simplemente, que ése será un excelente episodio para escribir un nuevo cuento.

L.E. 6.296.701


Ángel Balzarino Eduardo Oliber 404 S 2300 IOJ – RAFAELA – (Prov. de Santa Fe) República Argentina Tel.-Fax: 54-3492-421125 E-mail: balzarino@arnet.com.ar http://www.rafaela.com/balzarino

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*