¿Qué ejemplo da Cristina al pedir una ley de ética pública a los periodistas?

Se trata el editorial del programa “Sábado 100” por radio Sol (FM 90,9) que conduce Emilio Grande (h.). ¿De qué está hablando el kirchnerismo cuando habla de ética pública? Este es uno de los gobiernos más corruptos de la historia argentina, porque reclaman un tribunal de ética y son los mismos que generan hechos de corrupción.

Compartir:

Por Emilio Grande (h.).- Cada día que pasa Cristina Fernández de Kirchner parece estar más enferma de las críticas, investigaciones y denuncias por corrupción que publican los periodistas en los distintos medios de comunicación no oficiales. Ahora se despachó con el pedido de la aprobación de una ley de ética pública para los periodistas para que, entre otras cosas, los obligue a declarar su patrimonio como actualmente hacen los políticos, utilizando nuevamente la cadena nacional como lo viene haciendo en forma reiterada en los últimos tiempos. Pero aclaró que ella no pensaba impulsar ni presentar ningún proyecto de ley de ética pública destinado a los periodistas y solamente había expresado su punto de vista para que las entidades de periodistas la impulsen. Después de esta propuesta presidencial, llovieron críticas de los colegas nacionales como Joaquín Morales Solá, Nelson Castro, Jorge Lanata, y también de las entidades que agrupa a los periodistas. Al respecto, el Foro de Periodismo Argentino (FOPEA) sostuvo que la libertad de expresión estará en riesgo si avanza esta iniciativa oficial para sancionar una ley de ética pública. FOPEA advirtió que “no es posible imponer conductas éticas en el ejercicio del periodismo profesional, por más deseables que ellas sean y hacerlo mediante una norma legal de cualquier rango implicaría casi penalizar comportamientos no delictuales, poniendo en riesgo el derecho a la libertad de expresión”. En este contexto, Morales Solá sostuvo que “la Presidenta reclamó leyes de ética para periodistas mientras su vicepresidente está siendo cercado por la Justicia por presuntos delitos de corrupción”, en referencia a la imprenta ex Ciccone que en las últimas horas el Senado aprobó el proyecto del Gobierno para su expropiación. ¿De qué está hablando el kirchnerismo cuando habla de ética pública? Como dijo Lanata en el programa televisivo, este es uno de los gobiernos más corruptos de la historia argentina, porque reclaman un tribunal de ética y son los mismos que generan hechos de corrupción, comprando periodistas, utilizando la publicidad oficial no con criterios objetivos sino en función de los medios de comunicación amigos al Gobierno. ¿Cómo justifican los Kirchner el incremento sideral de su patrimonio? Hay que dejar aclarado que no está en contra sobre la importancia que deben tener los periodistas para ejercer su profesión en términos de ética a la hora de informar, opinar, criticar, investigar e interpretar los hechos. Si un periodista informa mal de un hecho pierde credibilidad. El periodista José María Pasquín Durán (Página/12, fallecido) opinó en el Congreso de Comunicadores Católicos en Rosario (1999): “La búsqueda de la verdad es incesante, sin creer que soy dueño de la verdad. Es fácil hacer plata en los medios, pero no es fácil mantener la dignidad ante las tentaciones”.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*