Con 50.000 vehículos registrados el tránsito es materia pendiente en Rafaela

Al igual que en la Argentina, tener un tránsito ordenado es un tema irresuelto. En Rafaela existe un exceso de vehículos con 21.000 automóviles, 20.000 motos, 5.500 utilitarios livianos y 1.900 utilitarios pesados. Hacen falta muchos policías municipales, pues hay sólo 32, uno por casi 3.000 habitantes, cuando el ideal es uno cada 800 personas.

Por Emilio Grande (h.)

Compartir:

¿Quién puede negar que el tránsito constituye un problema grave en la Argentina con un saldo de unas 7.138 víctimas fatales en 2005 (su mayoría jóvenes) ocupando uno de los primeros lugares de estadísticas en el mundo? ¿Qué está haciendo el Estado nacional, provincial y municipal, ya que no se observan que se hayan tomado medidas correctivas, el cumplimiento de las normas vigentes y controles rigurosos que permitan atenuar la conflictividad en la vía pública? ¿Qué grado de conciencia tiene la gente desde la autoridad con mayor responsabilidad social hasta el último ciudadano porque a decir verdad buena parte de los conductores deja mucho que desear? Se podría seguir con los interrogantes, pero lo concreto es que es una materia pendiente de hace años en la Argentina y a lo que no escapa Rafaela ya que los accidentes se producen a diario. En lo que va del año ya se registraron 29 muertes en el departamento Castellanos y en 2005 hubo 44 de las cuales 9 fueron en nuestra ciudad. “El tránsito está complicado, descontrolado y anárquico en nuestra ciudad. No hay gente suficiente para hacer los controles”, admitió Roberto Vico, responsable de Control de Público del Municipio ante la consulta de este cronista. En este momento hay unos 32 inspectores de tránsito que trabajan en tres turnos de las cuales hay 12 personas afectadas desde las 6,30 a las 20 en la obra del ensanche de la ruta 34 para evitar accidentes, cobertura que continuará hasta su finalización prevista el segundo semestre de 2007. En el 2003 llegó a haber 59 agentes pero se fue casi la mitad por diferentes motivos, siendo el más importante por estrés laboral con tratamiento psicológico. El trabajo se complejiza cuando además de controlar el tránsito tienen que estar en la zona de los boliches durante los fines de semana, el servicio de delivery (reparto de comida a domicilio), el acuñado de bicicletas, en espectáculos públicos, los servicios de agua y de la basura, el picnic de la privamera, entre otros. La situación se puede aliviar parcialmente con la incorporación de 32 agentes en la Guardia Urbana en la asistencia de eventos públicos los fines de semana y en las carreras de TC que empezará a funcionar a fines de octubre o principios de noviembre. En otros países hay un inspector de tránsito cada 800 habitantes o cada 700 vehículos de cuatro ruedas. Si en Rafaela se estima más de 90.000 habitantes hay un agente cada 3.000 si trabajan todos al mismo tiempo, pero hay que contemplar los descansos con lo que la proporción es aún mayor. “Lo ideal sería tener 50 inspectores por turno de 6 horas, sino es imposible. Esto está explicitado en expedientes iniciados en la Secretaría de Gobierno del Municipio”, aclaró Vico.

Unos 50.000 vehículos

El problema se complejiza con la cantidad de vehículos que asciende a unos 50.000 registrados en la ciudad: 21.000 autos, 20.000 motos, 5.500 utilitarios livianos (pick up y furgones), 1.900 utilitarios pesados (camiones, acoplados y tractores de semiremolque) y el resto son ambulancias, maquinarias, trailers, colectivos, casas rodantes, entre otros. Así se establece que hay un vehículo registrado cada dos personas en Rafaela cuando a principios de la década de los 80 se estimaba un vehículo cada tres personas. “De enero a agosto de este año se registraron 6.440 movimientos de los cuales 4.545 fueron transferencias y 1895 0 km (más de la mitad son cuatro ruedas)”, destacó Carlos Valenti, jefe de Patentamiento del Municipio. Estas cifras dan un promedio mensual de 237 vehículos 0 km en unas 20 concesionarias de nuestra ciudad, mientras que en la ciudad de Santa Fe se venden más de 500 autos 0 km por mes cuando en la capital Provincial hay cuatro veces más de población. El volumen de operaciones comerciales en las concesionarias locales en este período analizado es de unos 80 millones de pesos de los cuales 46 millones corresponde a la venta de 0 Km. Además, están los vehículos no registrados que en el caso de los autos es muy bajo, pero es impresionante en los cientos de motos, pero es imposible su precisión. En el período de la última crisis económica de 2001-2002 también había impactado en la venta de vehículos, habiéndose vendido solamente 175 vehículos en 2002. En los últimos años fue en aumento el movimiento comercial debido a la reactivación de la economía en el país, el mejoramiento del poder adquisitivo de las personas y el lanzamiento de nuevas líneas de créditos del parque automotor. Además, hay que tener en cuenta las bicicletas que circulan en la ciudad, estando acuñadas unas 24.000 en Control Público del Municipio desde mediados de 2004, pero estiman que hay otras miles pero también es difícil de precisar.

Posibles soluciones

Por lo investigado, el tránsito es más complejo de lo que muchos creen por diferentes motivos tratados. Entre las infracciones más comunes son: exceso de velocidad en rutas y ciudades, cruzar semáforo en rojo, circular en contramano y por la vereda, no respetar al peatón en las esquinas, entre otros. En la mayoría de los accidentes en rutas una de las principales causas es la imprudencia de los conductores. Mientras tanto, hay muy pocas autopistas (Santa Fe-Rosario, Rosario-Buenos Aires, Buenos Aires-Mar del Plata, en San Luis y se está construyendo lentamente Rosario- Córdoba). ¿Habrá caído en “saco roto” el proyecto de construir 10.000 km de autopistas que impulsó Guillermo Laura en 1998? Esta gran obra posibilitaría la disminución de accidentes, además de generar fuentes laborales y mejorar la infraestructura a distintos puntos turísticos del país. En Rafaela se sancionó el Código de Tránsito en 1997, estableciendo como norma el uso del casco obligatorio para los motociclistas, el cinturón de seguridad, la prioridad del peatón en las esquinas (hay que pintar las sendas peatonales), por mencionar algunas deberes. Luego se aprobó la ordenanza de tránsito pesado en 2004. ¿No se podrá usar el auto solamente para distancias largas de más de 10 cuadras? No son pocos los que usan el coche para hacer dos o tres cuadras. Ciertamente tiene que haber mayor responsabilidad social de todos los ciudadanos, pero también es cierto que si habría mayor rigor del Estado como hay en otros países este problema del tránsito cambiaría radicalmente.

Emilio Grande (h.)

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*